sábado, 1 de junio de 2013

11º Pag Propositos veraniegos

¡Queridas lectoras!

Sois pocas pero me hacéis mucha compañía. He decidido escribir una página más en mi diario, pues hace ya 5 meses de la última vez. En todo este tiempo han sucedido muchas cosas, entre ellas, he conseguido los poquitos propósitos que me planteé para el 2013. Es por ello que he decidido hacer balance antes incluso de llegar al ecuador y plantearme unos objetivos nuevos. Allá van:


Continúo con propósitos de larga duración que ya me propuse hace tiempo como mi afición a la lectura que podéis seguir a través de mis reseñas. O mis dificultades con las plantas, que voy superando día a día. Si recordáis los propósitos anteriores, me planteé viajar al extranjero, en este caso: La Toscana, Italia y al mismo tiempo aprender a hablar italiano, cosa que ha quedado más que superada y de lo que me siento muy orgullosa. 

Por otro lado, no he notado gran diferencia en mi estado de ánimo y mis ganas de vivir, por lo que, mantengo muy en serio mi gran propósito de ser más feliz y añado algunos más. A corto plazo he decidido: aprender alguna receta nueva que aún no he elegido y mejorar mi inglés que está bastante oxidado. Aún no tengo claro cómo lo conseguiré, pero sí sé por qué quiero lograrlo.

Hoy he estrenado cocina nueva: vitrocerámica y un nuevo espacio para investigar y practicar mis artes culinarias. Por eso he decidido que debería aprender a cocinar algo nuevo y espero que además esté bien rico. Si este aspecto de mi vida prospera, es posible que decida abrir nueva sección en el Blog, lo cual, todavía es decir mucho. Vayamos poco a poco.

Por otro lado, estoy buscando trabajo muy activamente, eso me ha llevado a pedir citas de orientación en diferentes instituciones de mi ciudad (ésto que si podría producir una nueva sección y además interminable) y en una de ellas me han aconsejado mejorar mi nivel de inglés a través de un curso on-line que estoy dispuesta a intentar. 

Y por último pero no por ello menos importante: mi gran meta. No la he incluído en los propósitos de este verano pues no quiero frustrarme y en este caso, ésto no depende sólo de mí. Se trata de: aprender a conducir. Es algo imprescindible y muy necesario pero también me resulta complicado y costoso. Por lo que, lo dejaré al margen y así mis propósitos seguirán siendo alcanzables. 

Si alguna de vosotras se encuentra en este momento superando alguno de mis retos, estaré encantada de intercambiar impresiones. ¡Escribidme! 

Edito:
Querido diario: 

A fecha de hoy día 30 de Julio he conseguido superar mis propósitos veraniegos. He plantado alpiste que ha crecido sano y fuerte. He aprendido a cocinar tarta de manzana y he conseguido la receta perfecta tras 3 intentos. He hecho un curso de inglés on-line de 50 horas. También he leído nuevas novelas de mis adquisiciones y, aunque no lo incluí en mis propósitos de forma explícita: ¡He aprendido a conducir! Con lo que me voy de vacaciones tan feliz sabiendo que una vez más he conseguido todos mis propósitos y quizás, a la vuelta de mi descanso me proponga otros nuevos y más ambiciosos, pero por el momento es tiempo de reposar las iniciativas y remojarlas en el mar con un buen libro, muchas siestas y alguna que otra fiesta. ¡Feliz verano a todas!

No hay comentarios:

Publicar un comentario