sábado, 19 de octubre de 2019

Reseña: Dean, Rosamund "Mindful Drinking"

Mindful Drinking
Cómo moderar el consumo de alcohol cambiará tu vida 
Rosamund Dean



Querido diario: 

Quiero dar las gracias a Lince ediciones por esta sorpresa, no me lo esperaba y ha resultado ser una muy buena lectura, este tema me preocupa y me interesa muchísimo:  


¿Alguna vez te has despertado preocupado porque dijiste algo incorrecto la noche anterior? ¿Te has sentido molesto por haberte acabado toda la botella de vino cuando solo pretendías tomar un vaso? Mindful drinking: cómo reducir el consumo cambiará tu vida está aquí para ayudar a aquellos que quieren beber menos y cultivar una relación nueva, saludable y más consciente con el alcohol. La periodista Rosamund Dean combina experiencia científica con consejos prácticos en una guía de tres pasos: el problema, el incentivo y el plan. Este libro demuestra a través de estudios científicos y consejos prácticos cómo reduciendo el nivel de ingesta de alcohol nuestra piel, nuestro cuerpo y nuestra mente se encuentran más sanos, llegando a reducir el estrés y la ansiedad a largo plazo.

Cuando Lince me preguntó si quería recibir un libro, no me esperaba una guía como esta, la verdad es que me viene de perlas para expresar cómo me siento con respecto al consumo de alcohol ya que es un tema que me viene preocupando desde hace mucho tiempo. 

El libro está estructurado de forma clara y sencilla, tras cada capítulo ofrece un espacio para anotaciones que deberían contener todos los libros de autoayuda o crecimiento personal porque me parece que te ayudan a utilizar el libro como material de consulta y no tanto como simple lectura.

En cuanto al contenido... creo que deberíamos ponernos muy serios aquí, pues si ves este libro en una librería o biblioteca y te estás planteando llevártelo significa que algo sucede, algo no está del todo bien y por ello buscas ayuda, el libro en ese sentido está genial pero intenta combinarlo también con la ayuda que te pueda brindar el médico, tu familia, las amistades, el deporte y la comida sana, como siempre os digo, los libros de autoayuda funcionan pero no siempre por sí mismos, a veces solo son una herramienta y hay que saber darle uso. 

Yo soy abstemia desde hace ya unos siete años, dejé de beber totalmente por múltiples razones. Sí, he probado el alcohol y me he emborrachado también, no siempre fui abstemia. Las razones por las que dejé de beber ya las conocemos todos, ¿quién no ha visto un documental o un reportaje sobre alcoholismo y los perjuicios de este tipo de sustancia en el organismo? pero entonces... ¿por qué casi todo el mundo bebe? pues muy fácil: porque está socialmente bien visto. He ahí el problema, si ya sabemos que es algo perjudicial, ¿por qué lo seguimos haciendo? de la misma manera que no como tierra ni me hago cortes, no me arranco el pelo ni tampoco me golpeo, no bebo alcohol, es así de sencillo, algo que para mí está tan claro y es tan obvio... que no entiendo cómo puede seguir siendo el rey de las fiestas. 

Cuando le cuento a alguien que no bebo alcohol suelen preguntármelo varias veces para asegurarse de que lo han oído bien: ¿nada de alcohol? ¿ni en Navidad? ¿ni para brindar? pues no, no bebo absolutamente nada, tengo agua que es lo único que el cuerpo humano necesita beber, ¡y esto todos lo sabemos! el problema es que tenemos tan asumido que el alcohol (podría decir lo mismo del tabaco y la cafeína) es algo social y está tan presente en nuestras vidas que no concebimos encuentros sociales sin una botella o una copa de algo en la mano. 

Yo difiero con este libro en que la autora pretende solo reducir la ingesta de alcohol, yo propongo la abstinencia completa. ¿Por qué? porque hay otro problema, el alcohol va asociado a fiestas, reuniones, regalos, diversión, ocio y muchísimos eventos positivos. Cuando no bebes alcohol y el resto de las personas sí, se empeñan en que tengas un vaso en la mano, tienen que sortearse quién conduce, se debe planificar quién compra las botellas, las cenas se encarecen y un largo etcétera en el que los abstemios tenemos que luchar día a día, porque no está bien visto serlo. Sin embargo, como bien dice la autora, si bebes poco alcohol mejorará tu salud pero al mismo tiempo se te hará muy difícil, es mucho más sencillo no beber nada. Sencillo para ti como no bebedor, pero complicado a nivel social pues te vas a enfrentar a preguntas impertinentes toda tu vida y acabarás mintiendo: "es que hoy no me apetece". 

Cuando se tienen que escribir libros como éste, la sociedad tiene un problema, porque si tienes que plantearte beber menos alcohol, ten por seguro que bebes demasiado ¿y cuánto es demasiado? pues teniendo en cuenta que es una sustancia perjudicial, es caro, adictivo y modifica tu conducta, una gota ya es demasiado. Me parece correcto que este libro dé una voz de alarma, la sociedad se intoxica a sí misma a diario y el problema no reside en que el alcohol está rico, el problema es otro y lo tapamos con el alcohol, por eso al principio os decía que si tienes la intención de comprar este libro, hazlo. Pero consúltalo también con el médico porque si tienes un problema con la bebida puede que esté enmascarando otro mucho más importante y de no ponerle fin podrás dejar de beber alcohol pero aparecerá otra sustancia u otra conducta con la que intentar tapar de nuevo el problema. 

Si vas a dejar de beber alcohol, yo te apoyo totalmente, si necesitas ayuda puedes pedírmela y si quieres contarme tu experiencia, por favor siéntete libre de hacerlo en un comentario, yo te lo agradeceré enormemente. 

1 comentario:

  1. Hola!!
    Interesante, yo en lo personal desde que cumpli 18 hace tres años decidi que no iba a beber, como tú dices el alhocol es mal para la salud y yo creo que para divertirte no necesitas ni alhocol o drogas. Asi que me llevo apúntado.
    Besos💋💋💋

    ResponderEliminar